Nada que perder

Ayer Alberto Contador ganó el Giro d’Italia. Si la historia es cierta, Contador no pensaba participar y estaba de vacaciones en la playa en el momento que su jefe de equipo lo convocó para correr. Contador comentaba en televisón que iba a ver qué tal, que iba a correr seis o siete etapas y que si no iba bien volvería a sus vacaciones. Contador fue, se lo tomó en serio y terminó ganando el Giro.

Esto me recuerda al equipo de Dinamarca de 1992 en la Eurocopa. Los jugadores daneses estaban todos de vacaciones cuando fueron convocados para jugar el torneo. Yugoslavia, que se desangraba en una guerra, quedaba excluída del evento por el embargo decretado por la ONU. Los daneses, todavía con el el bañador  puesto, fueron a Suecia a reemplazar a Yugoslavia, jugaron lo mejor que pudieron y ganaron la copa.

Ni Contador, ni Laudrup, Jensen o los demás daneses, tenían nada que perder, pero lo terminaron ganando todo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: